Como transformar unas cintas en un hermoso arreglo floral

En cualquier momento del año y para cualquier ocasión, las flores son un excelente regalo o presente para demostrar afecto o agradecimiento a una persona, sin embargo, en ocasiones es difícil acceder a flores frescas y de calidad sobre todo en localidades donde no prosperan y florecen dichos elementos naturales y ornamentales. Igualmente, se han presentado circunstancias donde se quieren obsequiar flores, pero lamentablemente el destinario de dicho regalo es alérgico a las mismas. Para todas estas situaciones en donde se requiere de una alternativa para las flores naturales te describiremos a continuación una sencilla y rápida forma de realizar un precioso arreglo floral mediante cintas.

Para realizar el arreglo floral deberás disponer de un carrete de hilo, agujas, tijeras y por su puesto las cintas. Las cintas pueden ser aquellas utilizadas para decorar cajas de regalos, por ello podrás escoger el color, modelo o estampado que gustes, sin embargo, te recomendamos que elijas los colores clásicos de las flores más famosas tales como el rojo carmesí de las rosas o el amarillo radiante de los girasoles. No es necesario poseer grandes habilidades en el bricolaje para realizar estas sencillas flores con cintas que te explicaremos en seguida.

Iniciaremos realizando un corte en la cinta que poseemos para disponer de una tira de cinta de alrededor de treinta centímetros, para ello utilizaremos una regla o una cinta métrica. Seguidamente, con el hilo ensartado en la aguja procederemos a perforar uno de los extremos de la cinta, atravesando dicho extremo en toda su extensión perforando por ambos lados, tanto por afuera como por dentro hasta recorrer todo el extremo de la cinta. Esta técnica es semejante a la utilizada para montar una cortina en un tubo o barra tal y como lo destaca la señora María de Fontaneros quien es experta en la realización de flores con el uso de cintas.

Una vez que el extremo de la cinta se encuentre completamente recorrida por el hilo con la ayuda del agua realizaremos el siguiente paso el cual consiste en tirar dicho hilo restante con la suficiente fuerza para plegar todo el extremo de la cina, ahora bien, es importante que al ejecutar dicho movimiento se aplique solo la fuerza necesaria para plisar el extremo de la cinta puesto que si se efectúa un tirón demasiado fuerte se puede romper el hilo y el trabajo realizado hasta ahora será en vano.

Al ejecutar el paso mencionado anteriormente se formará en el extremo de dicha cinta un patrón floreado el cual ajustaremos y aseguramos al realizar un nudo firme y doble. Seguidamente se deberán unir ambos extremos de la cinta con el uso de pegamento convencional teniendo en cuenta utilizar solo la cantidad apropiada de adhesivo para mantener la estética de las flores creadas. Al realizar este paso quedara formado en el medio patrón circular en el cual puedes añadir cualquier elemento decorativo para mejorar la estética de la flor elaborada con cinta. Por ultimo solo quedara realizar dicho procedimiento con muchas cintas para obtener una cuantiosa cantidad de flores que te permitan crear el arreglo florar que desees obsequiar.